Atentos a las Fortalezas



Cada vez se hace más notable que una buena recompensa salarial no es lo que mueve a la gente a hacer trabajos excelentes, sino que también contribuye a esto su motivación y el clima organizacional en el que se encuentra, es decir, somos responsables de propiciar ambientes de trabajo y comunicación efectivos, y haciendo que cada persona se sienta parte del trabajo y los resultados planteados.

Hacer que cada persona se sienta útil, respetada y valiosa es una virtud que cada líder debe poseer y que lo hará al mismo tiempo útil, respetado y valioso.  Es sabido que, lo que mueve a las instituciones son las personas, y por ello es tan importante que nos mantengamos atentos a estas, sus comportamientos, motivación y fortalezas, dándoles la importancia y el respeto que merecen.

Es por ello que, al liderar cualquier organización es necesario tomar en cuenta que sus miembros requieren ser considerados como personas útiles y capaces de hacer grandes aportes para el equipo y la propia organización.

Y es que como líderes, debemos estar atentos a las fortalezas de cada persona que es parte de nuestro equipo y ser capaces de integrarlas al trabajo diario de la organización, para generar un clima de efectividad, respeto y desarrollo personal en los espacios que compartimos.

Es por eso, que cuando trabajamos para generar resultados en pro de un equipo u organización debemos estar conscientes de las metas individuales de cada uno, para así poder integrarlas en metas en conjunto, y así construir en comunión una visión y misión para todos los involucrados directos con los objetivos y los logros que se aspiran alcanzar.

Una gran competencia de liderazgo (que no se aprende en ningún posgrado) es saber unir el compromiso de las personas que les rodean y consolidarlo en objetivos claros y cuantificables para la organización a la que pertenecen. Y esto implica también saber cómo dirigirse a las personas con respeto para brindarles la motivación correcta para que desempeñen un gran trabajo (Y conoce su rol como Multiplicador de Liderazgo).

Conozco organizaciones en las que se suele menospreciar el trabajo del equipo, porque existen jefes roles muy protagónicos, más no de liderazgo, y quiénes les rodean le respetan pero no se sienten apoyados o importantes dentro de las metas que se van cumpliendo en la compañía. Hay casos de personas que sólo están esperando la aparición de “una mejor oferta” para cambiar de empleo, y otros que no sienten que están desarrollándose en sus empleos.

¿Cómo es posible que un líder permita esto?  ¿Cómo es posible que los jóvenes venezolanos deban salir de las fronteras para que los descubran como talentos? ¿Cómo es posible que las organizaciones permitan que su personal se esté desgastando en rutinas diarias en un mundo tan cambiante y tan global?

¿Es que acaso estamos alimentando la creencia de que los líderes los hacen los cargos? ¿O es que se nos olvidó que las gentes son quiénes mueven a las organizaciones?

Propongo que se desarrollen en las organizaciones programas de desarrollo de líderes, reuniones de trabajo más seguidas para tomar en cuenta las opiniones de todos, capacitaciones en temas de interés para todos. La responsabilidad social comienza por casa, es decir, si nuestros trabajadores ni sus familias no están contentos con la empresa, no estamos siendo responsables corporativamente, y tampoco como líderes.

Comencemos entonces a generar climas de respeto y colaboración dentro de los equipos de trabajo, consideremos qué opinan las personas antes de tomar una decisión que nos involucre a todos, y busquemos que nuestra gente se desarrolle como profesional y como persona dentro de nuestra organización, y entonces estaremos haciendo diferencias positivas para nuestro entorno.

Para finalizar les invito a compartir opiniones, comentarios y sugerencias a través de mi twitter personal, @demasiadoNestor

Nestor Liendo

Soy un millennial comprometido con el Desarrollo Humano y apasionado por la comida italiana, Internet y las buenas historias. Dentro de cualquier proyecto, mi misión es proyectar las opciones / ideas / estrategias / mensajes que puedan inspirar a acciones positivas.